Barclays: Adelanto del Presidente López Obrador, sobre política monetaria de Banxico genera incertidumbre innecesaria

Gabriel Casillas, estimó que la información pudo llegar al Jefe del Ejecutivo, por parte de Hacienda

El economista en jefe para Latinoamérica de Barclays, Gabriel Casillas consideró que fue un hecho desafortunado el que el Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, , haya adelantado en su conferencia mañanera de este jueves, la decisión de política monetaria del Banco de México (Banxico), porque ello, dijo, genera “incertidumbre adicional que era innecesaria” y vuelve a poner en duda la autonomía del organismo central.

Reiteró que fue desafortunado que el Jefe del Ejecutivo se hubiera adelantado en sus declaraciones, “porque pone otra vez en tela de juicio el tema de la autonomía de Banco de México cuando ya había quedado atrás”.

En declaraciones, en el marco de la 85 Convención Bancaria, que se realiza en Acapulco, Guerrero, Gabriel Casillas, enfatizó que el banco central “tiene mecanismos para imponer su independencia del gobierno federal”.

Cabe recordar que en la conferencia mañanera de este jueves, el Presidente, López Obrador adelantó que la tasa de política monetaria subiría 50 puntos base y la tasa de interés sería de 6.5, declaraciones que se dieron antes de que el propio Banco de México diera a conocer su comunicado de política monetaria.

Esta información regularmente se da a conocer los jueves, luego de que la junta de gobierno toma una decisión, sin embargo, con motivo de la Convención Bancaria, la reunión se hizo un día previo, ante lo cual, el economista Gabriel Casillas manifestó que él mismo no se podía imaginar «a ningún miembro de la junta de gobierno diciendo la decisión -informándola al Presidente-”, por lo que, estimó que “por ahí en (la Secretaría de) Hacienda le compartieron la decisión. Es una relación normal entre Presidente y gabinete. El problema es que en la conferencia matutina él no tuvo la prudencia de no decirlo”.

Pese a ello, consideró, no se tendría que sancionar a nadie, aunque, reiteró que el asunto es que el anuncio que hizo el Jefe del Ejecutivo “fue desafortunado, pero bajo los mecanismos que tiene el Banco de México va a seguir la autonomía y no tiene por qué ponerse en tela de juicio”, aunque reconoció que sí abrió un poco, la preocupación lo ocurrido.